25 de noviembre: Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer

25 de noviembre: Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer

A lo largo de la historia se ha considerado oportuna la obediencia y sumisión de las mujeres al cónyuge, así como el acatamiento de todos los dictados del marido. Era tal la consideración de asunto familiar, no mucho más allá de «disputas familiares», que no se contemplaba como delito la violencia contra la esposa en el Código Penal español.

Y así, la problemática de los malos tratos contra la mujer ha permanecido durante mucho tiempo oculta debido a la creencia de que la violencia psicológica, física y/o sexual (esta última muchas veces ni se llega a reconocer como tal) dentro de la pareja es un asunto privado, y admitir su existencia sería una intromisión que atentaría contra la integridad de la familia y su intimidad. Tal apreciación impide que se conozcan las cifras reales de maltrato que existen, siendo las denuncias que se realizan sólo la punta del iceberg.

“El término violencia contra la mujer se entiende como todo acto de violencia basado en el género que dé o pueda dar lugar a un daño o sufrimiento físico, sexual o psicológico para la mujer, incluyendo amenaza de dichos actos, coerción o privación arbitrarias de su libertad, ya sea en la vida privada o en la pública.” (Declaración de las Naciones Unidas sobre la eliminación de la violencia contra la mujer, Asamblea General de las Naciones Unidas, 1993).

Ayer, 25 de noviembre, se celebraba el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la mujer, cuyo principal objetivo reside en sensibilizar a los ciudadanos de este problema que ocurre en todos los países y en todas las sociedades.

En los últimos tiempos, y ante los datos escalofriantes existentes, se está produciendo un cambio de conciencia por parte de la sociedad, considerándose ya un problema social de magnitudes graves y dejando de ser una cuestión privada y concerniente exclusivamente a la familia, no obstante, es difícil estimar la verdadera incidencia de la violencia doméstica en nuestra sociedad, ya que no todas las mujeres maltratadas rompen con todo y se dirigen en busca de ayuda.

No hay comentarios

Leave a Comment

Your email address will not be published.