Terapia Cognitivo-Conductual

Terapia Cognitivo-Conductual

La Terapia Cognitivo Conductual es, en primer lugar, una forma de tratamiento psicológico. No todas las terapias que se aplican tienen una base científica. La Terapia Cognitivo Conductual sí es una terapia científica, lo cual no significa que sea infalible sino que los procedimientos aplicados están investigados con rigurosos métodos experimentales.  Por eso es que tenemos más probabilidades de lograr los objetivos. Un procedimiento validado científicamente no garantiza el éxito pero lo hace mucho más probable.

La investigación científica sobre la efectividad de los procedimientos ha dado como resultado las llamadas “Terapias con Apoyo Empírico” o “Guías de Tratamientos Psicológicos Eficaces”. Dicho sencillamente, estas son listas que detallan las técnicas más efectivas para cada problema. Por supuesto, en Terapia Cognitivo Conductual nos basamos en tales guías.

Esta terapia se puede aplicar a muchos ámbitos y problemas y se organiza en tres fases: evaluación, tratamiento y seguimiento.

Durante la primera etapa, la evaluación psicológica, intentamos conocer al paciente y los problemas por los que consulta. Si existe Depresión, Bipolaridad o Fobia Social tratamos de identificarlo. En general, lo que vamos descubriendo en estas primeras entrevistas se lo explicamos al paciente, de este modo él empieza a conocer su problema y nos da su punto de vista. En esta fase es muy importante que el paciente y terapeuta charlen y acuerden cuáles son los objetivos del tratamiento. La evaluación psicológica dura entre 3 y 5 sesiones integras.

La segunda etapa es la más larga, el tratamiento. Aquí es cuando se aplican las técnicas con el fin de lograr el cambio que beneficia al paciente, tratando de alcanzar los logros que se plantearon en la etapa de evaluación. Las técnicas que se aplican varían mucho según el problema, el paciente y el momento que esté atravesando. Durante la tercera etapa, el seguimiento, vamos espaciando la frecuencia de las consultas mientras aplicamos procedimientos orientados a mantener los cambios y prevenir recaídas. Cuando los objetivos se lograron y el cambio se consolidó, le damos el alta al paciente.

La Terapia Cognitivo Conductual es un enfoque de tratamiento aplicable a diferentes problemas y ámbitos. En la clínica, en el consultorio, no sólo se usa para problemas puntuales como fobias o depresiones sino que resulta efectiva en el tratamiento de crisis vitales, problemas familiares y de pareja, malestar emocional inespecífico. Aparte, la Terapia Cognitivo Conductual es aplicable a ámbitos diferentes del consultorio, como el escolar o el laboral.

En síntesis, la Terapia Cognitivo Conductual es una forma de tratamiento psicológico de orientación práctica, basada en el conocimiento científico y de amplio espectro de aplicación. Su objetivo principal es aliviar el sufrimiento humano haciendo uso de procedimientos validados por la ciencia.

No hay comentarios

Leave a Comment

Your email address will not be published.